¿Cuál es la importancia de la comunicación interna en la empresa en la que trabaja? Mantener una comunicación alineada entre los colaboradores es fundamental para que su empresa continúe creciendo.
 
El estar desatento a estos procesos puede ser un gran desafío para muchas empresas, pero forma parte de estrategias básicas para lograr resultados positivos. ¿Quieres saber cuáles son los daños y gastos que pueden estar llevando su rendimiento al desagüe? Te contamos ahora:
 

1) Alta rotación

Hay varios motivos que llevan a un colaborador a desligarse de una empresa, y uno de éstos es la falta de canales de comunicación asertivos, que genera un ambiente de trabajo desgastante.
 
Los colaboradores desalentados comienzan a repensar su participación en la empresa, así como en el impacto positivo que su actuación puede generar. Recuerde que perder colaboradores puede significar perder talentos.
 
Es importante saber valorar su equipo al mantenerla alineada con la visión y misión de la organización, y eso será posible si los medios utilizados están siendo utilizados por todos y de manera correcta.
 

2) Retraso y pérdida de plazos

La falta de comunicación puede ocasionar mayor desorganización entre los equipos, generando retrabajos. Imagínese la cantidad de tiempo que un colaborador pierde al tener que rehacer sus actividades por errores simples que serían evitados con una comunicación clara.
 
Además, esto puede llevar a la pérdida de plazos de entrega, contribuyendo aún más el rendimiento de otros departamentos, y hasta toda la empresa. Como ya se ha dicho: errores simples que deben ser identificados y tratados.
 

3) Baja productividad

Una comunicación fluida contribuye mucho al aumento de productividad en las empresas, tanto al entregar informaciones como para mejorar las relaciones.
 
Al diseminar informaciones concisas que dirigen a los colaboradores, se sienten más confiados e instigados a concluir sus actividades. Pero esta transparencia de datos e informes se produce cuando se utilizan medios eficientes.
 
Para confirmar, una encuesta reportó que el 50% de los empleados entrevistados dijeron que los gestores que comparten datos tienen un impacto significativo en su productividad y motivación.
 
Por lo tanto, si desea acabar con la productividad de su equipo, no transfiera la información correcta a las personas adecuadas.
 
Pero eso no es todo. Cuando los colaboradores poseen una buena relación entre sí y con sus gestores, ellos se motivan a estar en su ambiente de trabajo, a contribuir al crecimiento mutuo y de la empresa, y actuando de manera colaborativa.
 
Los gestores que no crean buenas relaciones con sus equipos acaban permitiendo que el compromiso disminuya, interfiriendo directamente en la productividad del grupo.
 
Es evidente que la productividad es afectada por la comunicación interna, ¿verdad?
 

4) Rumores y conflictos

Usted ya debe haber pasado por alguna confusión causada por un fallo de comunicación. Esto es frecuente en nuestro día a día y en las más variadas relaciones.
 
En el escritorio, si no se corrige el error, puede provocar problemas graves y su empresa se ve afectada directa o indirectamente. ¿Sabe ese dicho "prevenir es mejor que curar"? Es menos eso.
 
Los rumores por la empresa pueden generar conflictos internos y externos, siendo posible manchar la imagen de la empresa en el mercado. Y usted sabe de dónde rumores surgen: de una comunicación pobre, que no proporciona diálogo claro y directo.
 

5) Falta de información

Invertir en marketing externo pero olvidarse de comunicar internamente puede ser un riesgo que su empresa probablemente no quiere tener.
 
¿Ha pensado si un cliente trae consigo una información divulgada por la propia empresa y los colaboradores no tienen idea de lo que él habla? Los casos así suceden y varios son los desdoblamientos ... colaboradores con atención insatisfactoria, clientes frustrados, confusión interna, mala reputación de la empresa, entre otros maleficios.
 
Entonces, vale la pena de prestar atención en la comunicación interna para evitar situaciones inconvenientes.
 

6) Gastos

Sí, eso es real. No invertir en comunicación interna llevará a su empresa a sufrir los daños anteriores, que resultará en más gastos. Que pueden evitarse.
 
Si una organización prefiere una cultura de comunicación interna bien estructurada, seguramente verá el nivel de compromiso de su equipo para aumentar. Pero lo contrario también es cierto, pues los empleados desajustados cuestan a organizaciones entre 450 a 550 mil millones de dólares cada año.
 
Además del desajuste, una alta rotatividad de colaboradores generan más gastos, como costos de contratación, entrenamiento, aprendizaje y desarrollo, además del tiempo que la vacante queda abierta.
 

¿Cómo mejorar la CI?

Sin embargo, este escenario se puede revertir. Hay algunas soluciones que no sólo resuelven este problema, pero proporcionan muchos otros beneficios, entre los que se encuentra la intranet.
 
El censo State of The Sector de 2017, realizado por la agencia británica Gatehouse, especializada en comunicación corporativa, muestra que las intranets tienen una efectividad del 90% como un canal digital de comunicación, además de estar entre los tres canales más utilizados en todo el mundo.
 
La investigación también relata que el 66% de las empresas que poseen la herramienta pretenden aumentar su utilización.
 

Conclusión

Se percibe, entonces, que la inversión para tener una comunicación eficiente puede ser mucho menor que los daños citados arriba, que afectan la imagen de la empresa frente a los competidores, llevando a la pérdida de credibilidad.
 
Los hábitos asertivos de comunicación deben ser introducidos en la cultura de una empresa, y los gestores que actúen como líderes y estén atentos a eso saldrán adelante, haciendo más fácil la tarea de mejorar la comunicación interna.
 
¿Quiere descubrir soluciones para su comunicación interna? Descargue nuestro ebook INTRANET: Soluciones para comunicación interna y vea cómo su empresa puede ganar con esta herramienta